EL BUEN HUMOR DUPLICA EL ÉXITO DE LA FECUNDACIÓN IN VITRO

Una investigación israelita concluye que las mujeres que, tras el procedimiento de FIV, reciben la visita de un Doctor Sonrisa duplican las posibilidades de quedarse embarazadas.

Los conocidos como “Doctores Sonrisa”, es decir, el grupo de personas con formación artística y psicosanitaria que aportan el buen humor en visitas hospitalarias, también tienen beneficios sobre el éxito de las técnicas de fecundación in vitro (FIV). En concreto, una investigación realizada en Israel concluye que las mujeres que tras el procedimiento de FIV, reciben la visita de un Doctor Sonrisa duplican las posibilidades de quedarse embarazadas.

“Las pacientes que se someten a FIV están increíblemente estresadas”, afirma el especialista en FIV, Shevach Friedler, de la Sackler Faculty of Medicine, de Israel, quien asegura que, por este motivo, decidió llevar a cabo la investigación. “Creo que esta intervención tan sencilla puede ser beneficiosa para las mujeres en momentos tan cruciales como los instantes inmediatos a los procedimientos de fertilización in vitro”, explica Friedler.

El estudio, publicado en Fertility and Sterility, se ha realizado sobre 219 mujeres. De ellas, 110 han recibido, tras los procedimientos de FIV y durante 15 min, la visita del humorista, mientras que el resto ha actuado como grupo control.

(Fuente: jano.es)

LOS BENEFICIOS DEL YOGA SUPERAN A LOS RIESGOS EN MUJERES EMBARAZADAS

Esta actividad permite a las mujeres embarazadas mantener un programa de ejercicios sin afectar a su bebé o a su corazón.

El yoga es seguro para las mujeres embarazadas, siempre y cuando realicen esta actividad con cuidado y moderación, según ha explicado en un comunicado la American Academy of Orthopaedic Surgeons (AAOS).

“Las mujeres embarazadas se pueden beneficiar enormemente del ejercicio, sobre todo del yoga, sólo tienen que estar conscientes de sus limitaciones”, dijo la doctora Rachel Rohde, cirujana ortopédica y futura madre. “El cuerpo de una mujer embarazada pasa por muchos cambios que afectarán la forma en que practica yoga, tanto si es veterana como principiante”, agregó la doctora Rohde.

Como una alternativa de aptitud física, el yoga permite a las mujeres embarazadas mantener un programa de ejercicios sin afectar a su bebé o su corazón, según la AAOS y, en general, los beneficios de este tipo de régimen de bajo impacto son mayores que los riesgos.

Sin embargo, mantener la posición correcta de yoga es fundamental para garantizar la seguridad general y evitar una lesión en un músculo o articulación, señaló la organización. La Comisión de Seguridad de Productos del Consumidor de Estados Unidos apuntó que más de 5.500 estadounidenses fueron tratados por lesiones relacionadas con el yoga en 2008.

Sin embargo, la AAOS dice que si se realiza correctamente, el yoga ofrece a las futuras madres una buena oportunidad para desarrollar fuerza y flexibilidad, al mismo tiempo que se relajan y controlan la respiración.

“Uno de los mejores aspectos del yoga es poder controlar el cuerpo y tener la capacidad para hacer cada movimiento al propio ritmo”, señaló la doctora Rohde. “Posturas como la del perro cabeza abajo que exigen una gran presión sobre las palmas de la mano pueden aumentar los síntomas del túnel carpiano al presionar un nervio importante. Si siente entumecimiento en los dedos mientras hace una de estas posiciones, muévase para que el peso no recaiga en sus manos. Si no puede hacer una postura difícil, siempre tiene la opción de ir a la posición de descanso si experimenta dolor”.

La AAOS recomienda que las que estén interesadas en practicar yoga deben consultarlo primero con su médico y asegurarse de que lo hacen con un instructor calificado. Hacer los calentamientos adecuados y usar ropa apropiada también es importante, además las mujeres embarazadas deben mantenerse bien hidratadas y evitar otras formas de yoga como el Birkam, también conocido como yoga “caliente”, que puede elevar excesivamente la temperatura corporal.

(Fuente: jano.es)